Nuestros sitios
Compartir

Silvia Olmedo nos habla de la salud mental en pandemia

Por: Revista Open 07 Mar 2021

La pandemia de coronavirus ha trastocado cada una de las esferas de nuestras vidas, incluida la salud mental, por ello Silvia Olmedo nos dice cómo cuidarnos


Silvia Olmedo nos habla de la salud mental en pandemia

En tiempos de coronavirus, la salud mental se ha convertido en tema de conversación mucho más abierta de lo que era hace tan solo un año. Solamente entre el 25 de mayo y 11 de junio, el IMSS recibió 1,379 peticiones de atención e información telefónica a través de su Plan de Acción en Salud Mental. Esto no es de extrañar al considerar que eventos críticos como desastres, emergencias humanitarias y crisis epidemiológicas al menos el 80% de las personas tienen un aumento de angustia, miedo, pánico o terror, acorde a la Secretaría de Salud.

En el caso de crisis por epidemias, el riesgo de problemas de salud mental crece debido a las medidas de aislamiento social, restricción de movilidad y reducción del contacto físico, detalla la dependencia. Ante esto, la doctora en Psicología Silvia Olmedo considera más importante que nunca brindar un espacio para hablar abiertamente de la salud mental y no solo para quienes ya están interesados en el tema, sino para todos.

Este video te puede interesar

Por ello, en entrevista con Open explica que si bien su nuevo libro “A dos pasos de la locura” es más pertinente que nunca, pues pese a trabajarlo desde 2017 y estar disponible desde hace un año, la pandemia ha disparado las enfermedades y padecimientos mentales al modificar prácticamente todos los aspectos de nuestras vidas cotidianas: “Es una situación inédita en la historia de la humanidad. Hablamos de un encierro global, una incertidumbre sanitaria y económica y un contexto de alejamiento social que impacta en cada aspecto de nuestra vida”, detalla.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por Sɪʟᴠɪᴀ Oʟᴍᴇᴅᴏ (@silviaolmedo)

Como ejemplo, pone el caso de quienes ejercitan diariamente y ante la pandemia modificaron sus rutinas: “Esto afecta a nivel químico y en casos extremos puede generar ansiedad”. En escenarios aún más críticos, Olmedo comenta que esta falta de certeza puede igualmente dar paso a la depresión e incluso a un aumento en la tasa de suicidios a nivel mundial: “Estaremos mucho más sensibles a los estímulos del ambiente. Incluso aquellos que antes eran neutros ahora pueden presentarse como negativos y amenazantes”.

 Claudia Troyo contra la violencia de género

“Hay que considerarnos vulnerables a enfermarnos”: Silvia Olmedo

La psicóloga española considera que si bien con sus libros ha logrado quitar el miedo al hablar de enfermedades mentales, el mayor alcance de su trabajo está en su blog, pues “los libros son para los conversos, quienes ya tienen interés en el tema y buscan información al respecto; pero al blog entran muchos por impulso, quienes quizá de otra forma no hubieran pensado en la salud mental. Es como una puerta de entrada”, expresa Olmedo.

La página cuenta con más de 10 años abierta y medio millón de visitas al mes, pero durante la contingencia sanitaria actual los números aumentaron. Por ello, Silvia Olmedo decidió crear una pestaña llamada “Desahógate”, específicamente para abordar los problemas surgidos por la pandemia de COVID-19. En ella se incluye información de sus libros de forma gratuita como recursos para que las personas descubran que muchos padecimientos de salud mental son comunes y se normalice hablar de esto, sin tabúes.

Como ella misma lo describe: “Mi objetivo es comunicarle a la gente que es válido sentirse mal, es válido tener algún problema y es necesario pedir ayuda. Si te sientes mal, vas a un doctor; entonces ¿por qué no hacer lo mismo con nuestra salud mental? El paso más importante para cuidarnos es considerarnos vulnerables a enfermarnos”.

Por ello y ante las dudas que muchos tenemos al ir por primera vez a terapia y encontrar aquella que sea la más adecuada para nosotros, su consejo es simple y concreto: “Anímate. Dale una oportunidad. No hay nada que perder y mucho que ganar” y agrega que finalmente los psicólogos siempre te redirigirán con un especialista, en caso de ser necesario, como suele suceder con las especialidades médicas.

 Digitalizar los servicios de salud: una prioridad ante la pandemia

No todo lo que brilla en redes es oro

Pese a lo anterior, Silvia Olmedo advierte que internet y las redes sociales son un arma de doble filo, incluso cuando se habla de salud mental: “Por un lado hay una sociedad que es más abierta a hablar de estos temas sin miedo, pero también hay mucho influencer de pacotilla que predica lo que yo llamo ‘positividad tóxica’ y si no eres feliz, entonces estás roto”.

Olmedo detalla que esto resulta en un fuerte y preocupante daño que podría alterar de forma negativa a quienes ya están vulnerables: “Es como decirle a quien tiene neumonía que se levante y respire bien. Decir que la felicidad y el bienestar prácticamente dependen de uno es peligroso porque en realidad hay que seguir un tratamiento como con el resto de la salud”.

Ante esto, Silvia Olmedo hace un llamado a poner más atención a quienes seguimos en redes sociales: en sus credenciales, para empezar, ya sean perfiles de negocios, de nutrición o de salud mental; así como en la imagen que presentan: “Quienes proyectan una vida perfecta son aquellos de los que más hay que dudar, sobre todo cuando intentan venderte algo”, concluye.