Revista Open
PUBLICIDAD

Desayunos celestiales

Escrito por: Guillermo Heredia

PUBLICIDAD

Comparte la nota:

El desayuno es la comida más importante del día, es un mantra que nos han dicho desde pequeños. Y aunque durante los días laborales las horas no rinden lo suficiente, tomarse el tiempo para desayunar puede constituir la diferencia absoluta entre una mañana ordinaria y el comienzo de una gran jornada.

Texto y fotos por Allan Glatt

PUBLICIDAD

Es imposible añadir a la rutina largos manjares servidos con tiempo y esmero; sin embargo, cada día son más los restaurantes que se dan cuenta de la creciente necesidad de un buen platillo con huevos, jugo de naranja recién exprimido o un pan horneado cuyos aromas reconfiguren el letargo mañanero. Algunos recintos, entre aroma a café molido e interesantes creaciones, brindan un empujón para arrancar el día con un sabor extraordinario.

La Lorena
Monte Líbano 265
Lomas de Chapultepec

Famoso por sus scones, este recinto ubicado en medio de Las Lomas constituye todo un escape a la ciudad sin tener que ir muy lejos. Una casona confiere serenidad a sus huéspedes gracias a una sencilla decoración. Es preferible ir acompañado si se desea probar varios de los deliciosos scones dulces del lugar; si uno elige al azar, cualquiera garantiza una sorpresa. Si bien, uno de estos panecillos, acompañado de un café, es más que motivo suficiente para visitar La Lorena, la carta ofrece una amplia variedad de opciones. El scone relleno de queso manchego, ahogado en salsa de jitomate deshidratado, constituye una alternativa excepcional para aquellos de voraz apetito. La mezcla delicada entre la masa dulce y el queso gratinado revoluciona el paladar de cualquiera, mientras que la salsa de jitomate acentúa su sabor.

Café Vida
Prado Norte 560
Lomas de Chapultepec

El famoso café de Los Ángeles abre sus puertas en Las Lomas bajo la premisa de mantenerse fiel a los principios que le confirieron cierta fama entre la exigente clientela californiana. Ofrece un espacio que exhala frescura orgánica, muy apegado al estilo de la Costa Oeste. Pisos de madera clara, con estética envejecida, acompañan sus muros verdes; para los días soleados, el área de la terraza es casi un dogma.
El café cuenta con una selección de jugos naturales para los amantes de las mezclas exóticas como el Inmunológico (agua de caña, limón, coco y un toque de jengibre) o el Boost, que hace a cualquiera olvidar la comodidad de su cama. Para los más voraces, el Sándwich de la mañana constituye un completo desayuno, con dos huevos orgánicos estrellados, que reposan sobre una cama de lechuga, queso gouda y jitomate; todo, servido entre pan integral y acompañado de papas y camote a la francesa. Un escape chic para quien necesita un respiro antes de comenzar su día.

Eno
Petrarca 258
Chapultepec Morales

Para Enrique Olvera, lo más simple suele ser lo mejor; al menos eso parece ser el canon que rige a este coqueto café en la zona de Polanco. Como un pequeño oasis para calmar el hambre temprana, antes del trabajo; Eno es sencillo pero no simple. En su decoración y su carta, se aprecia esta complejidad, sobre todo por los ingredientes que se utilizan.
Sin duda, una concha horneada en este lugar puede ser más que suficiente para saciar la necesidad de alimento. Como sea, es necesario tomarse el tiempo de sentarse en este ameno espacio y disfrutar de la tranquilidad previa a un arduo día de trabajo. Los huevos estrellados, bañados en frijol y hoja santa, son el claro ejemplo de que en Eno, la pasión por el detalle es una norma. Cocidos a la perfección para que la yema se disuelva al primer corte en la salsa oscura de frijol, son el primer paso para que estos huevos nos hagan recordar el sabor de casa, añorado a la primera hora del día.

Bizigarri
Paseo de las Palmas 320
Lomas de Chapultepec

Este concepto de deli posee un ambiente relajado y en un espacio con amplitud, idóneo para una parada rápida antes de comenzar el día. En la barra, mientras se comparte un café con algún cómplice, o en compañía de colegas y amigos, el restaurante posee variadas opciones: desde muy básicas como un plato de cereal con fruta fresca y un jugo de naranja; hasta creaciones complejas como los huevos benedictinos, una especialidad de la casa para quien goza de comenzar su día con un desayuno poderoso. Montados sobre pan brioche y jamón a la parrilla, el dueto de huevos pochados, sumergidos en la tradicional salsa holandesa, es sin duda una de las opciones imperdibles.

Delirio
Monterrey 116
Roma Norte

Ha obtenido fama por ser una de las alternativas perfectas para el sibarita de calle, en la Colonia Roma. Si bien los sándwiches gourmet son una de las especialidades, poco a poco la chef Mónica Patiño ha comenzado a hacer ruido con sus propuestas para desayuno. El lugar da la impresión de ser un mercado en escala; sin decoración más necesaria que los productos que ahí mismo se comercializan, los estantes están abarrotados de mermeladas, sales y compotas, mientras un pan horneado en canastas completa la estética. Dentro de las selecciones matutinas, una de las mejores creaciones de Patiño son los huevos griegos, que salen de la cocina pochados y servidos con aceitunas, orégano y queso feta; para acompañar, unas piezas de pan árabe que complementan esta ecuación perfecta. Sin pretensiones, y para quien va con prisa, un café para llevar y un chocolatín recién hecho, pueden ser el combo indicado para un desayuno con final feliz.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD