Nuestros sitios
Compartir

Social

Consideraciones antes y después de adoptar una mascota

Por: Revista Open 26 Feb 2021

Adoptar a un animalito suena muy sencillo sin embargo, trae consigo una serie de consecuencias y responsabilidades que deberías tomar en cuenta.


Consideraciones antes y después de adoptar una mascota

Foto de portada: mundoperros.es/

Para muchos es fácil el decidir adoptar a una mascota, un perrito o un gatito que se ve muy lindo en fotos y que podría hacer compañía en familia o en soledad. El problema no es tener la intención, es realizar la acción de forma errónea ¿A qué nos referimos? Hablamos de una pequeña vida, un ser que siente y que está necesitado de un hogar, no de un capricho a cumplir.

Este video te puede interesar

La emoción de recibirlos es muy grande, sin embargo, para muchas personas ese cariño y felicidad que hubo al inicio se vuelve una carga cuando los animalitos empiezan a crecer o hacen algún destrozo, se enferman o no aprenden rápidamente a hacer sus necesidades afuera.

PERRIJOS: nuevos integrantes de familias

¿En qué acaba esto? En situaciones de abandono, otras de maltrato y desnutrición y en el peor de los casos, en entregar al integrante de la familia a un antirrábico para dormirlo (SÍ, existe). El problema más grave aquí es que aquel animal que no tiene chance ni forma de expresarse sigue pensando que su familia es la mejor del mundo y al someterlo a este tipo de estrés, la mascota cae en un cuadro de tristeza que le puede causar la muerte.

Adoptar a un perro es un proceso que requiere mucha responsabilidad

Ahora, muchos queremos ayudar de corazón y ofrecerle un hogar real a estos animalitos pero hay 10 consideraciones básicas a considerar antes de tomar y ejecutar la decisión:

1.- NO SABEMOS CÓMO VIENEN

Al rescatar a un animalito o adoptarlo, lo primero que se debe hacer es un chequeo veterinario extenso y tenerlo aislado por un tiempo. No se trata de llevarlo, vacunarlo, desparasitarlo, bañarlo y listo ¡A CASA!. Las cosas no funcionan así ya que no sabemos qué podría venir con el animalito. En cuanto se recibe al perro/gato se debe de mantener aislado de inicio sobre todo si va a convivir con otros animales. Muchas veces, las casas protectoras recogen, bañan, esterilizan y entregan de inmediato, sin embargo este es un grave error y que desgraciadamente viene a raíz del poco conocimiento que tienen del desarrollo de enfermedades contagiosas que pueden tener que toman algunas semanas para su incubación. Igual, si recoges a un animalito en la calle debes de tener las mismas -y hasta más- precauciones.

Un ejemplo para dejar más claro: Recientemente supe del rescate de una perrita “tipo” chihuahua-salchicha del antirrábico. Iba a ser sacrificada y de inmediato decidí fungir como hogar temporal en lo que le encontraba una casa digna. Su semblante delgado, su necesidad de afecto  y los signos de extremo maltrato  me orilló a tomar la decisión de convertirla en parte de “mi manada” y fue así como después de un chequeo rápido, una vacunación general y una desparasitación se integró a mis otros 3 perros. Durante 3 semanas presentó “problemitas” respiratorios considerados una “pequeña gripa” misma que presentaron 2 de los otros perros. Ellos la iban brincando bien y a la perrita recién llegada mantenía los síntomas, hasta que cierto día se fue para abajo con todo. Estuvo una semana aproximadamente internada ya que le fue detectado DISTEMPER (conocido como MOQUILLO) y estuvo en una lucha grande para poderlo lograr (50% de los casos no lo logran). Los otros perros estuvieron bien gracias a su vacunación oportuna y el nivel de defensas que tienen. Si fueran perros sin los cuidados necesarios, probablemente no hubiera tenido a un animal en riesgo de muerte, sino a más.

2.- Esteriliza

El chiste es tener una mascota no un criadero. El estrés que viven las perritas durante sus periodos y el dolor que les ocasiona puede ser bastante sin dejar de lado los “terribles embarazos psicológicos”. Los perros esterilizados son en general mucho más tranquilos también, ventaja para aquellos que los tienen es espacios reducidos. Recuerda que 9 de cada 10 animales de compañía que nacen no encontrarán hogar ¡Ponte ching@n!

3.-Adopta, no compres

¿Por qué interesarte en un perro con “pedigree” si puedes hacer feliz a alguno que en realidad lo necesita? Muchos de esos animales vienen de madres que son utilizadas para la crianza, es decir, su única función es procrear así que ya podrás imaginarte las condiciones en las que viven. La belleza de un perro no se vive en su pelaje o en un tatuaje sino, en los momentos que te va a regalar y creéme, una mascota adoptada siempre será agradecida. No te fijes en las apariencias y aunque no lo creas, también en las tiendas pueden tener infecciones desconocidas. Sea comprado o adoptado, siempre recuerda el punto uno y mantenlo en observación una o dos semanas.

4.- NO son juguetes

Que si para navidad, que para San Valentín, que por el cumpleaños, etc…¿Qué regalar? Una mascota no es la opción a menos que sea una decisión consensuada por ambas partes. El tener un animalito es una gran responsabilidad, no son objetos para tenerlas en un patio o azotea sin los cuidados necesarios.

5.- Tomará tiempo (y dinero)

Como ya hemos dicho, una mascota es una responsabilidad. Para que su organismo se desarrolle adecuadamente, para que no tenga estrés o para ejercitarse un poco -hablando específicamente de un perro- necesita mínimo 2 paseos diarios. Velo por el lado bueno ¡podría considerarse ejercicio para ti!

Ahora, un animal necesita protección continua y por supuesto ellos no van a llevar la agenda para sus vacunas ¿correcto? Tienes que invertir tiempo y dinero en mantenerlos protegidos y destinar un presupuesto para sus chequeos regulares. Las visitas al veterinario y los medicamentos no son nada baratos entonces, considera que para tener una mascota deberás invertirle y bastante.

6.-PACIENCIA

Tú esperas que llegando a casa todo esté en perfecto orden y el perro sentado frente a la puerta para mover su colita y llenarte de amor o el gatito ronroneando y frotándose en tus piernas. Pues NO, así no es. Muchos animales necesitan recuperar la confianza tras sufrir maltrato, así mismo, conocer el espacio, las personas que te rodean y las reglas ¿Estás dispuesto realmente a educar a un animal?

7.-Espacios Congruentes

Si tu depa mide menos de 100 mt2, un perro mini, chico o mediano será la opción con su espacio especial acondicionado y si es con patio o balcón, mejor para que aprenda a hacer sus necesidades. No hay que ser crueles, un perro grande no debe de estar en un espacio tan pequeño. De jóvenes no pasa nada, pero conforme van envejeciendo, se vuelve más sedentario y si no cuenta con espacio, sobrepeso y severos problemas lo pueden atacar. En caso de los gatitos es menor el problema, son seres independientes y muy limpios aunque a veces -mucho más- fríos en actitudes que los perros. Dependerá qué necesites al tomar la decisión.

8.- Si tomas la decisión…

Las fundaciones que apoyan esta causa, siempre buscan la forma de proteger y dar seguimiento a sus animales aunque ya se encuentren con una familia. Por lo general cuando hay problemas graves entre el adoptante y el animalito, los mismos albergues reciben de vuelta el perro. Estas NO son razones para devolverlo :

9.-Los gastos

Tener mascotas implica gastar una muy buena lana, debes de tener un presupuesto mensual dedicado a su comida y bienestar. Tenlo presente, ellos no pueden hablar y sus estudios pueden llegar a ser bastante costosos aunque esos lenguetazos valen oro :).

10.- Se van a morir…

Son perros o gatos, no humanos y por ley de vida ellos se van a ir antes que tú. Debes siempre de estar consciente de ello.

 

¿QUÉ TEMA TE INTERESA?