PUBLICIDAD

Grand Alchemist… La competencia para encontrar al mejor

Escrito por: Walter Gassire Gallegos

PUBLICIDAD

Comparte la nota:

Por Ingrid Cubas @ingrid_cb

Grand Marnier, el famoso licor francés con más de 130 años de existencia no se trata de un simple acompañante a la hora de crear cocteles, la receta que Alexandre Marnier-Lapostolle creó en 1880 se ha mantenido íntegra por generaciones manteniendo su mezcla de coñac con naranja amarga de Haití para estar presente en algunos platillos indispensables de la cocina francesa como lo son las Crepas Suzette o la propia Crème Brûlée. Aunado a esto, la compañía se ha dado a la tarea de demostrar que con Grand Marnier se pueden lograr cocteles grandiosos; es por eso que desde hace un año, Grand Marnier abrió la convocatoria para que bartenders y mixólogos de la Ciudad de México crearan cocteles hechos con este elíxir, mismos que quedaron inmortalizados en un libro. Como seguimiento de este proyecto, este año ampliaron la apertura a distintos puntos del país para llevar esta competencia nombrada The Grand Alchemist a la Ciudad de México, Guadalajara, Playa del Carmen, Puerto Vallarta y Los Cabos, esta vez con el respaldo y expertisse de Barra México.

PUBLICIDAD


La competencia reunió a 5 bartenders de cada una de las ciudades mencionadas, siendo Víctor Manuel Rosas el primero de los concursantes en presentarse el pasado 8 de agosto en la Ciudad de México. Bartender de Alboa Mundo E, con influencias de cocina gracias a que ha llegado a trabajar en el equipo de Daniel Ovadía, presentó Grand Soup Cold Marnier, un coctel inspirado en las sopas que se preparan en cualquier hogar mexicano en el que mezclaba ron con jugo de naranja, chamoy y sorbete de naranja con Grand Marnier. Su segundo coctel fue Grand Hibiscus Marnier, un trago corto con bitter de naranja, jarabe de jamaica, vodka y Grand Marnier.

El siguiente punto del recorrido fue el bar del hotel Le Méridien Mexico City, en donde Enrique Corona preparó Grand Poxion, un coctel que reunía la cultura mexicana y francesa al agregar Pox a la mezcla con Campari, Grand Marnier, jarabe de maíz y amaro. Su segundo coctel tuvo una presentación distinta, se trató de Grand Punch Tea, para el que preparó té negro para agregarlo al coctel con Grand Marnier, Appleton Estate, oleo sacharum cítrico y jugo de toronja.

 

Posteriormente visitamos Babalú, el espacio de baile sobre el Salón Ríos donde Christian Haruky preparó Grand Icon, un coctel para el que dejó reposar azafrán en ginebra para combinarlo con Peychauds bitters y Grand Marnier. Acto seguido, presentó Grand Journey, un coctel cremoso con espresso corto, licor de alcachofa Cynar, bitter de mole oaxqueño, Grand marnier y rayadura de chocolate oscuro.

 

Riesler Morales cambió un poco la dinámica cuando el jurado integrado por Mario Beltrán y Puga Muyar, Pablo Berruecos, Rubén Hernández, César Ramírez y Lise Morter llegó a evaluar sus cocteles a Alboa Patriotismo. Riesler contó la historia de Grand Jacinto y Grand Jazmín, los dos cocteles con los que participaba. Se trataba de dos enamorados que se conocieron en la playa, ambos con Grand Marnier y tequila, siendo Grand Jacinto especial por una mezcla de chutney de tamarindo hecha en casa, con la que según contó Riesler, Jacinto se convertía en la mejor versión de sí mismo para demostrar que era merecedor del amor de Jazmín, un coctel delicado mezclado con Peychaud’s bitter y Cinzano blanco con violetas y jazmín.

El último participante fue Mario Alberto Rodríguez Pérez, quien creó Grand et belle vie, un coctel con bourbon, jugo de guayaba, clara de huevo y Grand Marnier en Escollo. Al igual que los demás, preparó un segundo coctel y según comentó, se necesitaba la “magia” del jurado para prepararlo de forma exitosa; se trataba de Grand Melange, un coctel con vodka, ácido cítrico, Grand Marnier, jarabe de buganvilia, col y boldo con top de soda cuyos componentes se separaban y cambiaban de color al mezclarse.

 

 

De ellos, el finalista que se enfrentó a Daniel Zea de Playa del Carmen, Jerzy Mejía de Guadalajara, Diego Mendoza de Puerto Vallarta y Víctor Acuña de Los Cabos será Riesler Morales, quien el pasado lunes 27 de agosto se posicionó como ganador de esta competencia, de forma que Grand Jacinto y Grand Jazmín quedaron con mejor calificación que el resto de los cocteles como Grand Kaizer, Grand Chaotic, Grand Sunrise , Grand Jaspe, Grand Sensación, Grand Desliz, Grand Península y Grand Recuerdo. Entre los puntos que se calificaron fue el balance entre sabores e ingredientes, así como por los conocimientos que el bartender demostró tener sobre la historia de Grand Marnier para ligarlo a su creación tanto en el Twist Visionario donde el coctel parte de alguna tendencia actual agregándole sofisticación, como en su Grand Alquimia, donde no les era posible emplear ingredientes frescos, sino destilados o licores que contribuyeran a resaltar las notas especiales de Grand Marnier.

 

 

 

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD