Actualidad Trending
Estás leyendo:
Actualidad 10 mandamientos del conductor chin$&%
¿Te gustó la nota?
Comparte este contenido
SUSCRÍBETE
Revista Impresa
Queremos complementar lo que más te gusta de tu revista digital.
SUSCRIBIRME A LA REVISTA No, gracias.

Actualidad

10 mandamientos del conductor chin$&%

Sigue estos 10 consejos y conviértete en el mejor conductor de toda la ciudad. Manejar bien no se trata de subirte a un automóvil solamente…


10 mandamientos del conductor chin$&%

Ser un buen automovilista no sólo es una forma de cuidar tu coche y a tus seres queridos, también es una manera de evitar gastos mayores que afecten tu economía. De hecho, un reporte del Centro de Experimentación y Seguridad Vial (Cesvi) indica que los accidentes de tránsito equivalen a  1.7 y 2.3% del Producto Interno Bruto (PIB), lo que significa un gran riesgo para las carteras de los mexicanos.

¡AGUAS AL MANEJAR CON LLUVIA!

“Tomando en cuenta que 8 de cada 10 accidentes de tránsito en el país son por causa del factor humano, conducir bien implica seguir buenas prácticas al volante, así como de protección de tu vehículo”, asegura Nicolás Droguett el fundador de la startup latinoamericana SeguroSimple.comasesor digital para para cotizar y contratar seguros.

como ser buen conductor

Este video te puede interesar

Con esto en mente y tomando en cuenta los hábitos recomendados por los expertos de su plataforma, definió los 10 mandamientos que todo buen automovilista debe cumplir para no ser un cafre al volante, ni gastar de más en accidentes que pueden ser evitados.

LA IMPORTANCIA DE LAS LLANTAS DEL CARRO

1. No manejes sin seguro.
Primordial si consideramos que sólo 30% de los automovilistas en México están asegurados y es básico en caso de un accidente. Si tienes dudas sobre cómo adquirir un seguro, las coberturas y los beneficios adicionales, los deducibles, y lo que debes hacer en caso de siniestro, recurre a agentes digitales que te provean de toda esa información y que puedan asistirte en el proceso. Nunca circules sin uno, pues, además de que hacerlo es causa de multa, tu auto está desprotegido en cualquier emergencia.

2. Mantén en orden tus papeles.
Siempre lleva contigo la licencia de conducir y tarjeta de circulación (vigentes, por supuesto). No sólo es recomendable, es obligatorio. No llevarlos es motivo de multa y hasta que lleven tu coche al corralón.

3. Sigue el reglamento.
Además de evitar sanciones, seguir el Reglamento de Tránsito es vital para que no se desate el caos en las calles. Si todavía crees que las vueltas continuas están permitidas o que el semáforo en ámbar es sólo una “sugerencia” para reducir la velocidad, lo mejor es que revises nuevamente el reglamento.

4. Conoce los señalamientos.
Consulta sus significado, pues con base en ellos puedes determinar, incluso, la responsabilidad de uno de los conductores en caso de un choque, sin mencionar que te avisan de un desnivel o tope para reducir la velocidad.

5. Modera tu velocidad.
Aunque tengas la suerte de encontrar las vialidades libres o vayas con el tiempo corto para el trabajo, no excedas los límites de velocidad (50 kilómetros por hora en vías primarias y hasta 80 kilómetros por hora en los carriles centrales de las vías de acceso controlado). Te están vigilando…

manual para ser un buen conductor

6. Ten en cuenta tu entorno.
Los postes, boyas o baches, (un clásico para desinflar llantas en la época de lluvias) pueden tomarte desprevenido y resultar en llantas dañadas o reparaciones costosas. Ten precaución al manejar sobre todo en zona que no conozcas.

7. Espejea y marca tus vueltas.
Comunícate y reacciona de manera adecuada con el resto de los automovilistas usando las luces direccionales e intermitentes, y retrovisores. Ajusta los espejos y antes de cambiar de carril o dar una vuelta no olvides encender tus luces.

8. No te distraigas.
La última actualización del Reglamento de Tránsito especifica que eres responsable de no realizar acciones que te pongan en riesgo a ti y a otros conductores. Dicho esto, no sólo está prohibido hablar por teléfono o contestar mensajes, tampoco debes maquillarte, hacer la “playlist de tráfico”, comer o hacer alguna otra cosa que requiere de tu atención mientras el vehículo está en movimiento.

9. Maneja a la defensiva.
No quiere decir que respondas ante la cualquier provocación, sino que tengas siempre en mente la Ley de Murphy: si algo malo puede pasar, pasará. Por ello, haz los altos correspondientes, marca tus direccionales con anticipación y conserva tu distancia de otros vehículos.

10. Adopta la actitud correcta al volante.
Lograr la armonía en medio del tráfico parece una tarea imposible. Es común frustrarse, molestarse y confrontar a los demás conductores o peatones cuando tienen una mala actitud. Tómalo con calma y no dejes que el estrés se apodere de ti. Aplica las reglas no escritas básicas, como ceder el paso en los cruces y no invadir carriles.

¿QUÉ TEMA TE INTERESA?