PUBLICIDAD

Experiencias

Recomendaciones para brindar con estilo este mes

por Walter Gassire Gallegos
PUBLICIDAD

Tiempo de celebración, de convivencia y de buenos deseos, las fiestas de fin de año brindan la oportunidad perfecta para compartir y disfrutar en torno a los placeres de mesa, haciendo de vinos y licores, de cocteles y espirituosos los acompañantes perfectos en esta época de grandes festejos sazonados con sabores únicos.

Todo festejo en este ciclo requiere de un espectacular inicio, y desde luego en ese sentido la champagne y toda la gama de espumosos como el cava juegan un rol primordial en las fiestas, de principio a fin. Antes de comenzar la cena, una copa de champagne abre el apetito y es un pretexto idóneo para que los invitados comiencen a socializar. Te sugerimos enfriarla en una hielera con agua y hielos, jamás la metas al refrigerador ya que podría enfriarse más de la cuenta y cristalizarse. Se sirve entre 5º y 7ºC en una copa tipo flauta para apreciar mejor los aromas y el rosario de burbujas. Al igual que la champagne, un cava fresco, aromático y elegante funciona muy bien como aperitivo y desde luego como acompañante de toda la cena.

PODRÍA INTERESARTE: ¿POR QUÉ NO REGALAR ANIMALES EN ESTAS FECHAS?

En el terreno de la coctelería, el abanico se abre a múltiples expresiones. El ponche navideño sigue siendo uno de los grandes favoritos de la temporada, “perfecto para acompañar una mesa de gala y poner el broche de oro a la comida de Navidad”, como advierte el reconocido bartender Miguel Pérez, siempre con el toque de un flamante ron. Por supuesto existen otras exquisitas opciones, como el Christmas Clover Club, preparado con ginebra y un topping de champagne; el 12 Campanadas, con una base de vodka y el toque sugerente del jugo de uvas recién machacadas; además del imprescindible Gin Tonic, en sus diversas modalidades, y con la ginebra como base suprema; además de las diversas versiones del Ponche de Huevo, adicionado con el toque sugerente del brandy. Destilados nacionales como el tequila, también tienen un lugar muy especial en estas fiestas, con creaciones decembrinas como la Navidad Extrema, preparado con este destilado, licor de naranja, jugo de arándanos y jugo fresco de lima.

Los pescados como el tradicional bacalao a la vizcaína, definidos por su marcado contenido de grasa, van en perfecta sintonía con vinos frescos y ácidos, como el de la DO española Rueda, que actualmente marcan tendencia en las mesas del mundo: Cuatro Rayas 40 Vendimias, expresión de la uva Verdejo, es un vino perfecto para este tipo de armonizaciones.

Los vinos rosados como Cuatro Pasos Rosado, 100% Mencía, procedente del Bierzo, España; o el mexicano Casa Madero V, fresco, expresivo, de acidez marcada y agradablemente frutal, con el toque demisec, acompañan pastas con salsas cremosas. Son una opción estupenda cuando este tipo de platillos forman parte del menú del festejo.

Otros guisos tradicionales como el clásico pavo navideño, cuya carne no es muy grasa ni muy fuerte, pero que no obstante lleva un relleno consistente y de amplios matices, requiere de una armonización con un vino de estructura media, con un paso por barrica y un tiempo de añejamiento que le permita integración óptima, como sugiere un Crianza de Denominaciones de Origen como Rioja y Ribera del Duero.

Preparaciones clásicas de la temporada, como las papas gratinadas al romero animan igualmente a tintos de estructura media y de cepas como la Cabernet Sauvignon, con una constitución que no supera el sabor de las papas, pero que  tiene la estructura y las notas balsámicas para armonizar con la hierba aromática que acompaña a este tipo de guisos.

Gerardo Reyes, Director General de Viña Tulps,Importadora y Comercializadora de Vinos y Destilados, también siguiere que en el caso de querer experimentar con otros cocteles, incluso para los momentos finales, el oporto se puede mezclar con licores dulces como el vermut, curaçao, amargo de angostura y zumos naturales para tener tragos dulces o amargos, según el gusto de los invitados.

Una de las máximas de los maridajes, es que la champagne va con todos los postres. Es ideal probarlo con pastel de chocolate amargo o un fruit cake.

Para evitar correr de un lado a otro, aquí te dejamos un link en donde te llevarán todo directo a tu mesa www.vinoatumesa.com