Cuidado personal

Se bajó mi erección en medio de la acción, ¡¿Qué hago?!

por Walter Gassire Gallegos

Llevas todo el día esperando ese gran momento de por fin estar a su lado y hacerla gritar de placer, te preparas como el león que consideras que eres y de repente…¡PUM!, antes o durante la penetración tu buen amigo empieza a perder fuerza hasta quedar totalmente flácido.

PODRÍA INTERESARTE: POSICIONES SEXUALES PARA HACERLA GRITAR

¡No lo logras entender! y te sientes como un fracasado ante ella; pensando que la dejaste a medias y que se sentirá mal por tu culpa ya que creerá que no la ves suficientemente hermosa…¡CALMA!, no es ni una ni la otra, son muchos factores los que están involucrados en que esto suceda.

shutterstock_325126373

Entonces, ¿Qué es lo que nos pasa? ¿Será impotencia?, tranquilo, por lo general si no es un tema que pasa una y otra vez, la respuesta es NO.

La base de que este cercano amigo -osea, tu pene- no funcione de la forma que esperas siempre, esta relacionado a varios motivos, principalmente “ANSIEDAD Y NERVIOS”.

Hay muchos temas que nos circulan por la mente cuando sabemos que tendremos un encuentro sexual que van desde nuestra formación religiosa o familiar, el que nuevas cosas haré para complacerla o en el peor de los casos el ¿esta vez lograre mantener mi erección o no acabar tan rápido?.

shutterstock_360559256

Todo esto termina en ansiedad por saber cómo será tu desempeño sexual, y te da miedo a ser juzgado o fallarle a tu pareja.

Entonces, lo que pasa realmente es que tu cerebro recibe todo esto como una amenaza (la ansiedad es percibida de esta forma), lo que provoca que el cuerpo se ponga en modo de defensa o escape, enviando la señal a través de todo el sistema nervioso de concentrar la tensión sanguínea en los músculos de los hombros y la cadera los cuales son los que usaríamos realmente en una pelea o en un escape.

El pene se erecta a través del flujo sanguíneo en los cuerpos cavernosos, y al no tener la suficiente presión por que la sangre se fue a los lugares ya mencionados, el flujo en las manos, pies y pene disminuye.

shutterstock_410086693

Desgraciadamente mientras tienes una relación sexual, esta técnica de defensa no nos sirve realmente para mucho.

¡No te desesperes y mejor enfócate en ella!, desgraciadamente no existe nada para apurar este proceso más que relajarnos y esperar, pero mientras, puedes regalarle una bomba de placer a tu pareja con besos, mordiscos, caricias y sexo oral; lo cual créennos te irá des estresando al ver como ella se enciende con tus técnicas y además la harás sentirse la protagonista del momento.

Enfócate en eso y deja de pensar en si te “servirá o no” y verás que solito tu cuerpo irá reaccionando.

shutterstock_360103955

Wgg