Cuidado personal

¿Vaporizador en vez de cigarro?¿Es malo?

por Walter Gassire Gallegos

Cada vez es más frecuente ver gente “vapeando” que fumado, pero, ¿qué es vapear?

Vapear o vaporizar se conoce a la acción de fumar un cigarro electrónico, un dispositivo que, como su nombre lo indica,  vaporiza glicerina líquida saborizada.

TE RECOMENDAMOS: DEJA DE FUMAR DE UNA BUENA VEZ

El cigarro electrónico consta de cuatro partes:

  1. Batería: es el cuerpo principal del cigarro ya que aloja la energía del mismo. Una carga de 8 horas aporta una duración estimada de 3 a 4 días. Suelen llevar entrada mini usb para ser re-cargado
  2. Tanque: es la cámara en donde se rellena el líquido o e-liquid, suelen tener una capacidad de 5ml (los hay de más)
  3. Resistencia: cilindro metálico que lleva una esponja dentro, que absorbe e-liquid para calentarlo y convertirlo en vapor. No son renovables y tienen una vida aproximada de 4 a 6 semanas según su uso
  4. Boquilla: aro de acrílico por donde se le “da el golpe” al cigarro electrónico

El gran éxito de estos dispositivos, se debe a varias razones. Mismas que exploraremos a continuación:

Componentes

Antes de mencionar los daños que causan tanto un cigarro como el otro, partamos de la base de lo qué se está ingresando a nuestro organismo. Mientras que lo que vapeas en el cigarro electrónico es glicerina líquida y propilene glicol, estos son algunos de los componentes presentes en el cigarro convencional:

– amoniaco (detergentes)

– tolueno (disolvente industrial)

– arsénico (veneno para ratas)

– cadmio (pilas y baterías)

– metano (gas de alcantarilla)

– metanol (combustible para cohetes)

Daños

– Cigarro convencional: temporalmente puede causar insomnio, fatiga, mareo, encías sangradas, congestión, tos. A la larga puede causar: cáncer de laringe, de esófago, bucal, de páncreas, de vejiga, enfisema, infarto al miocardio, bronquitis crónica o úlcera.

– Cigarro electrónico: boca seca, aumento de presión sanguínea, posibles residuos de nano-partículas alojadas en los pulmones.

Costos

Asumiendo que fumas media cajetilla de 20 cigarros que cuesta $50 pesos, a la semana, pagas $25 pesos al día, unos $700 pesos al mes. Hoy en día hay una variedad inmensa de tipos de cigarros electrónicos, pero un kit muy bueno para iniciar a vapear cuesta menos de $700 pesos, a eso hay que sumarle un gasto fijo mensual de $100 pesos por 30ml de líquido estimado, más otros $100 pesos por una resistencia. Lo que significa que una vez comprando el kit, tu gasto mensual estimado es de $200 pesos.

 

Otros beneficios

El vapeo es permitido por la mayoría de los establecimientos a puerta cerrada, ya que libera vapor y no humo

No produce mal olor, al contrario los hay muy aromáticos que pueden incluso, refrescar el ambiente

La densidad de la nube de vapor favorece a la creación de trucos como hacer “donitas” a la hora de vapear

 

 

Pero ¿y si me explota en la cara?

Recientemente han circulado en redes sociales algunos videos en donde se ven personas con la cara y las manos quemadas gracias a la explosión de un cigarro electrónico. Pese a que, como en cualquier dispositivo electrónico, puede haber fallas o de plano malos productores, toda esta serie de videos se debe a una enorme guerra sucia por parte de las grandes tabacaleras para desacreditar a los cigarros electrónicos y no permitir que entren al mercado para que ellos no salgan perjudicados económicamente. Caso similar a lo que sucedió en la guerra sucia entre iPhone y Android.

Por otro lado, en muchas partes del mundo, estos productos están regulados. ¿por qué será? Las grandes tabacaleras han hecho una fortuna a lo largo de los años, ¿no será que le dan su moche a la entidad gubernamental de salud de determinado país para que los regulen? Ustedes qué creen…

Existen varios lugares en donde puedes comprar estos aditamentos electrónicos, pero te sugerimos los productos certificados de thehighclubsmokeshop ubicada en Sinaloa 112, Roma Norte, 06700 CDMX.

 

Búscalos en facebook y conoce todo lo que tienen para ti 

Aviso

The high club y sus miembros, no toleran, abogan o promueven el consumo ilícito de drogas. Por favor, consulta a tu médico, antes de utilizar cualquier producto/método que figure en las redes de the High Club

Por Juan Lecanda, fundador y socio de the High Club.